Creación de una sociedad limitada

OBJETIVO:

Cuando una idea de negocio comienza a ser una realidad, es importante formalizar el proyecto mediante la creación de una sociedad limitada, que tiene como objetivo principal delimitar la responsabilidad al capital aportado, evitando responder con el patrimonio personal ante las deudas en el negocio.

CARÁCTERISTICAS: 

Capital social: mínimo de 3.000, 06 €, sin existir límite máximo, por aportaciones monetarias (dinero) o en especie.
 Fiscalidad: Impuesto sobre Sociedades.
Socios: mínimo de uno, sin existir límite máximo. En el caso de un único socio se crea una sociedad limitada unipersonal. Pueden ser personas físicas o jurídicas. La responsabilidad estará limitada al capital aportado por cada uno de los socios.
Domicilio: lo normal es que sea la dirección en la que se ubica la empresa, también se pueden contratar los servicios de domiciliación fiscal. 
Objeto Social: es la actividad o actividades a las que se va a dedicar la empresa.

TRÁMITES

Denominación social: deberá ser un nombre que nadie haya registrado antes  consulta y certificación ante el  RMC.
Apertura de cuenta bancaria
 Firma escritura pública de Constitución de la Sociedad ante notario.
Liquidación del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados en la Consejería de Hacienda de la Comunidad Autónoma.
 Inscripción de la empresa en el RMC.
Solicitud del CIF en la Agencia Tributaria.
Obtener del no. identificativo de Afiliación a la Seguridad Social en la TGSS.
Alta en el Censo de Empresarios.
Liquidación del Impuesto sobre Actividades Económicas en la Agencia Tributaria.
Afiliación de los socios a la Seguridad Social.
Alta en el Régimen de la Seguridad Social que corresponda a cada uno de los socios trabajadores y/o administradores.
Inscripción de la empresa en la Tesorería territorial de la Seguridad Social, que asigna al empresario un número para su identificación y control de sus […]